globe

Falsificación de productos

Quote-box-forensicsDino-Lite reconoce las falsificaciones de productos en un abrir y cerrar de ojos

La falsificación de productos es un problema a nivel mundial que hace sufrir a muchos fabricantes. No solo es algo común en los productos alimenticios y no alimenticios, refrescos, perfumes y productos farmacéuticos, sino también en los bienes de consumo rápido y la industria de automoción. Las falsificaciones no son solo un problema asiático; los europeos también saben jugar a este juego. Se calcula que más de un diez por ciento de todos los productos son falsificaciones, lo que constituye una pérdida a nivel mundial de entre 200 y 300 mil millones de euros cada año. Razón suficiente para hacer esfuerzos serios para proteger sus productos ante las falsificaciones. Una compañía líder en el sector de la seguridad en Francia trabaja con fabricantes con la ayuda de los microscopios digitales y software patentado de Dino-Lite, que fue adaptado con el kit de desarrollo de software de Dino-Lite (SDK, por sus siglas en inglés).

Falsificación mortal

Quote-box-forensics-2Este proceso permite que los fabricantes concedan autenticidad a sus productos. Su Director de Producción explica: "Esto puede ser un código con una matriz de puntos, pero también puede estar grabado o incluso pegado en la tapa de un producto. Este código nos dice todo acerca del producto y nos permite ver si se trata de un producto real, una falsificación o lo que se conoce como un producto del mercado gris, cuyo origen no es inmediatamente obvio. Puede imaginar que los medicamentos falsificados pueden ser peligrosos e incluso pueden llegar a ser letales. Motivo más que suficiente para la creación del Acuerdo comercial de lucha contra la falsificación, conocido como ACTA.

Utilizamos Dino-Lite para leer y reconocer los códigos con nuestro propio software. Gracias al kit de desarrollo de software suministrado por Dino-Lite, hemos adaptado nuestro propio software para que funcione con Dino-Lite y todas sus funciones. Realizamos investigaciones en todo el mundo en nombre de nuestros clientes sobre la autenticidad de los productos. Nuestro personal sale al campo con un Dino-Lite, conectado a un ordenador portátil, donde se ejecuta nuestro software. Al escanear el producto, podemos determinar rápidamente si algo es auténtico o falso. Según los resultados que hayamos obtenido, el fabricante podrá entonces tomar cartas en el asunto, ya que las falsificaciones siguen siendo un delito".

Actualmente, la empresa usa aproximadamente treinta Dino-Lites. No obstante, se espera que este número aumente rápidamente gracias a la facilidad de uso y el tamaño discreto de Dino-Lite.